Atrás quedaron los tiempos en los que por error enviabas un mensaje equivocado (ajá) a una persona. Bueno, en realidad tenemos excelentes noticias para todos los que envían mensajes desde sus entrañas para después arrepentirse mientras intentan solucionarlo con un “perdón, me equivoqué de destinatario” o el próximo clásico “me hackiaron”.

Te presentamos una lista con los mensajes de WhatsApp que te arrepentiste de haber mandado:


1.Cuando los deseos son demasiado fuertes:

Sólo quiero estar a tu lado una noche más


2.Y cuando llega el resentimiento:

No te necesito, nunca te he necesitado y nunca te necesitaré


3.Cuando crees que no tienes hambre:

A mí no me traigan nada. Yo ya comí

Luego gruñe la tripa pero ya es demasiado tarde. 🙁


4.Momentos que marcarán tu vida:

Córtalas para siempre


5. O cuando ya no te aguantas las ganas de decírselo pero eres un desconocido para ella o él:

Te amo


6.Mega stalker:

Me gustas mucho, siempre me has gustado y nunca nadie más me gustará


7.Mientras liberas todo tu odio:

You suck!


8.¿Ya dijimos que enviar mensajes cuando estás enojado no es buena idea?

Te odio


9. ¿Todavía se declaran a través de las redes sociales, chav@s?

¿Quieres ser mi novi@?


10. Así nadie los tomará en serio. ¡Qué chido!

Tengamos sexo


11. Otra vez los ardidos:

No quiero volver a verte nunca más


12. Cuando metes la pata:

Yo pensé que eras más joven


13. Cuando la metes otra vez (la pata, sucios)

¿Subiste de peso?

 


14. En las noches de dolor, uy:

Te sigo _________ (extrañando, amando, queriendo, esperando, soñando, anhelando)


15.El momento sexting:

Aquí te va la foto que me pediste. No se la enseñes a nadie, eh

Ingenuos.


16. Mood, ebrios de amor:

Estoy mejor sin ti


17. Que no lo hagan:

Me emborraché por tu culpa


18. Y finalmente, el mensaje más feo de todos: cuando ya aguantaste meses sin hablarle y de repente se te ocurre que ya es tiempo de restablecer la comunicación:

Hola, ¿cómo has estado?

Mmmmta.


Lo que sí queremos decirles es que ante todo indicio de conflicto, lo mejor siempre será tratar de mejorar la comunicación. Es más recomendable decir las cosas frente a frente que tenerlas guardadas para siempre en los más profundo de nuestro corazoncito.

Ay, malditas redes sociales. 

Comentarios