El uso de la música para aprender una tarea física podría ayudar a desarrollar una parte importante del cerebro, según un estudio de la Universidad de Edimburgo. Sí, se recomienda aprender con música.

En la investigación, publicada en el diario Brain & Cognition, 30 voluntarios diestros en una edad entre 18 y 30 años fueron integrados a dos grupos en los cuales se les pidió aprender una tarea que involucrara el uso de la mano izquierda. Un grupo aprendería con pistas musicales y el otro sin ellas.

aprender con música

Ambos grupos se comportaron igualmente bien después de cuatro semanas. Sin embargo, usando los escáneres de MRI, los investigadores vieron que el grupo de música tuvo un aumento significativo en los cambios estructurales de su fascículo arqueado, el cual es la ruta neuronal que conecta la parte posterior de la unión temporoparietal con la corteza frontal del cerebro.

Esta región del cerebro es responsable de la materia blanca que une a las regiones auditivas y motora en el lado derecho del cerebro. En cambio, no se presentó tal situación en el grupo sin música.

“El estudio sugiere que la música hace una diferencia importante”, dijo la autora principal del estudio, la Dra. Katie Overy, en un comunicado: “Hemos sabido que la música anima a la gente a moverse. Este estudio proporciona la primera evidencia experimental de que añadir pistas musicales para aprender nuevas tareas motoras puede conducir a cambios en la estructura de la materia blanca del cerebro”.

aprender con música

Ninguno de los participantes tenía más de seis años de formación musical, y ninguno estaba aprendiendo a tocar un instrumento. Tuvieron que aprender secuencias para el dedo índice y el pulgar de su mano izquierda tres veces a la semana durante 20 minutos por las cuatro semanas. Los datos se registraron usando un guante de juego con un software diseñado específicamente para este estudio.

A pesar del pequeño tamaño de la muestra (aunque a menudo es el caso de los estudios de resonancia magnética, que son caros), la investigación es interesante. La materia blanca es, básicamente, una especie de cableado que permite a nuestras células cerebrales comunicarse entre sí. La coautora del estudio, Rebecca Schaefer, dijo que “exactamente la conexión que creíamos podría ser fortalecida después de aprender un movimiento con música”.

Info: IFL Science

Comentarios