¿Qué sucede cuando se pierde un objeto valioso? Naturalmente se quiere encontrar para devolverlo a su lugar de origen. Eso ha pasado con los museos que tomaron cultura de México para exhibirla como patrimonio.

Cuando un objeto de cualidades históricas no puede vislumbrarse más que en la web, entonces hay un sentimiento de abandono. ¿Y qué pasa si la gente no quieren regresar al objeto a donde “nació”?

Piezas mexicanas que sólo podemos ver en postales

Museos que tomaron cultura de México
“Autorretrato con chango y loro” es una de las pinturas de Frida Kahlo en posesión de Madonna

El libre comercio y el trueque hacen que cualquiera se convierta en vendedor y comprador de joyas históricas. Desde una fotografía familiar en el mercado de pulga, hasta una pintura histórica.

Los artistas mexicanos han subastado sus obras, y algunas se quedan en sitios históricos sólo porque no pueden moverse. Estas piezas forman parte de la identificación cultural y la nostalgia de un país.

Rufino Tamayo, Diego Rivera, José María Velasco y Frida Kahlo, son algunos de los pintores con ventas internacionales. Esta última, querida en todo el mundo, referencia de la pintura mexicana, tiene sus cuadros repartidos en colecciones privadas. Dos de ellos los tiene la reina del pop, Madonna: Autorretrato con chango y loro (1942) y Mi nacimiento (1932). Ambas fueron prestadas para una exposición en Londres y no pueden verse en México más que en postales.

¿Quién tiene el derecho sobre la historia de un país?

Museos que tomaron cultura de México
La tumba de Porfirio Díaz esta en el cementerio de Montparnasse en París

La facilidad para comprar obras sugieren que cualquiera con dinero puede tener la historia del arte en una bodega. Los derechos de autor hacen que una obra no tenga nacionalidad y que pueda viajar por todo el mundo. ¿La Casa Museo de Frida Kahlo debería tener la mayoría de sus obras en la capital mexicana? El derecho de apropiación ya no está en el lugar de procedencia. Sólo sabemos que para ver algunos retratos de Frida o de Rivera requerimos preguntarle a Google.

¿En qué afecta no tener la riqueza nacional en México? En nada si no se conoce lo que está perdido. Que los huesos de Porfirio Díaz o Victoriano Huerta estén en París y Texas respectivamente, no va a hacer que los quiten de los libros de historia. 

Museos que tomaron cultura de México

Museos que tomaron cultura a México
Página del códice Tonamátl-Aubin robado de la Biblioteca Nacional de París por el abogado José Luis Castañeda y regresado a México. La PGR dejó en libertad al abogado por falta de pruebas.

Un caso de deportación cultural son los Códices mexicanos y el Penacho de Moctezuma. Estos no están en territorio mesoamericano por dos razones: el saqueo y la burocracia. Los curiosos, investigadores o interesados tienen que comprar un boleto de avión a Europa para apreciarlos.

Los códices están en museos que tomaron cultura de México ubicados en España, Italia, Alemania, Inglaterra y Francia. Así como dispersos en la historia de su país de origen: el poco acercamiento es gracias a impresiones digitales, escáneres y fotografías en museos. Esto sucumbe ante un intento de repatriación por parte de las instituciones y de los mismos ciudadanos para que se pueden apreciar en su cuna, ¿realmente es importante?

Museos que tomaron cultura de México
El penacho de Moctezuma vuelve a ser exhibido en 2017 después de 3 años de ausencia en el Museo de Etnología de Viena

Los principios de conservación de este tipo de artículos, como el litigio sobre el penacho de plumas de quetzal que se encuentra en el Museo Etnológico de Viena, es la principal razón por la que estas joyas nacionales no pueden trasladarse al otro lado del Atlántico. Los museos que tomaron cultura de México se han vuelto propietarios indiscutibles de la identidad nacional de un país. Pero si se tuvieran aquí, ¿se visitarán, cuidarán y restaurarán de manera adecuada? 

Además, si la forma en la que se adquirió el Códice Tonalámatl-Aubin, sustraído “ilegalmente” de la Biblioteca Nacional de París también el resto del arte de otros países que se encuentra en México debería entregarse a sus “legítimos dueños” -el Louvre sufriría mucho más-. El problema es que cualquier institución puede ser dueña de la historia: al menos eso cree el mundo.

La Navidad en que robaron al Museo de Antropología

La vez que robaron al Museo de Antropología

Fuentes

https://www.jstor.org/stable/24388682?seq=1#page_scan_tab_contents

http://www.garuyo.com/arte-y-cultura/madonna-pinturas-que-tiene-de-frida-kahlo#imagen-1

http://www.proceso.com.mx/340164/la-polemica-garcia-cantu-del-paso-sobre-el-codice-tonamatl-aubin

Comentarios