On Body and Soul: una película sobre la crueldad y el amor

48

On body and soul: ¿cómo se siente el amor?

La película estrenada en Netflix en febrero de 2018 nos ayuda a entender al amor desde una perspectiva madura, llena de contrastes y, sobre todo, real.

On Body and Soul es una cinta húngara dirigida por la realizadora Ildikó Enyedi.

Se estrenó en marzo de 2017 y fue nominada al Oscar por mejor película extranjera, además se llevó el Oso de Oro. En 2018, Netflix adquirió los derechos de la misma para estrenarla en su plataforma como una producción original.

Y si estamos hablando de ella es porque en verdad vale mucho la pena.

Una historia de amor

En servicio de reproducción streaming aparece la siguiente descripción:

“Son retraídos. Misteriosos. Trabajan en la misma oficina de Budapest, pero todo lo demás parece separarlos. Excepto sus sueños.”

Imagina que un dia cualquiera, colmado de la misma rutina que que daña tus esperanzas, descubres que alguien ha tenido el mismo sueño que tú.

Y no sólo eso, sino que además puedes encontrarte en realidades oníricas donde les es posible interactuar juntos.

Esa es la premisa de On Body and Soul, una cinta madura que nos transporta a realidades crudas envueltas en el aderezo del amor.

Dos universos

A simple vista, parece un trabajo vertido en la cursilería, pero adentrarse en ella ofrece una recompensa gigantesca.

La historia nos presenta dos universos: ese real que nos obliga a trabajar para ganarnos a la vida a como dé lugar, y ese otro sitio donde podemos hacer  lo que queramos (el mundo de los sueños).

La película tiene a Géza Morcsányi en el papel de Endre y a Alexandra Borbély en el papel de Mária. Ambos ofrecen interpretaciones sublimes que enriquecen la trama.

Por ejemplo, hay una escena, casi al final de la película, en una tina de baño que se vuelve memorable. Cuando la vean podrán confirmar nuestro punto que insiste en la belleza de representar cómo se siente el amor.

Por supuesto, On Body and Soul podría parecer simple, “pequeña” o lenta a las personas en busca de satisfacer otras expectativas cinematográficas (como todo en la vida), pero dedicarle las dos horas que dura es algo de lo que no se arrepentirán.

¡Imperdible!

Una mujer fantástica: Daniela Vega

 

 

Comentarios