Los residuos tóxicos provenientes de múltiples empresas en Europa han provocado cambios fisiológicos en algunas especies. La creciente falta de regulación sobre el destino de materiales industriales ha provocado que ríos y mares se conviertan en depósitos de basura.

¿Se acuerdan del pez con tres ojos en Los Simpson? Como sabrán, este pez es el resultado de los desperdicios de la planta nuclear de Springfield que son arrojados al río. Bueno, algo similar ocurre con los peces del mundo real, sólo que no tienen un tercer ojo.

The Simpsons Fish GIF by GIPHY CAM - Find & Share on GIPHY

El profesor Charles Tyler de la Universidad de Exeter en el Reino Unido ha realizado varios estudios sobre las consecuencias ocasionadas por desperdicios que llegan a los ríos y mares.

En 2008, el profesor encontró que una cuarta parte de la población de peces machos, provenientes de 51 sitios en su país, mostraban signos de haberse convertido en ejemplares femeninos, por lo cual portaban huevecillos en lugar de testículos.

Recientemente, en algunos ríos, se encontró que los peces con estas características poseían un mayor nivel de estrógenos en sus organismos. Lo cual explicaba su mutación. Sin embargo, otros químicos pueden afectar diferentes partes del cuerpo de los peces como el corazón y el cerebro.

peces mutantes

El profesor que conduce esta investigación menciona que los efectos no sólo se pueden localizar en los aspectos visibles, como el sexo, sino también en el proceso psicológico, por el cual estarían enfrentando situaciones de mucho estrés.

Eso sin considerar el riesgo de extinción que enfrentan todas las especies que se ven afectadas por las medidas no conscientes de este problema.

Ahora, puede que existan medidas para “controlar” el destino de los residuos tóxicos, pero en el camino se pierde la intención de mejorar el medio ambiente. Lo importante es también reconocer que la generación de desperdicios comienza en casa. Separar correctamente nuestros desperdicios es una manera de contribuir al rescate del planeta.

Info: The Independent 

Comentarios